Páginas vistas en total

27/10/2010









Cámara estenopeica: cámara fotográfica. Estructura oscura que mediante un orificio, de dimensiones coherentes con ella misma, deja entrar la luz proyectando la imagen sobre un soporte. La luz entra y reproduce una imagen, la dibuja.

Si, tenemos que hablar de fotografía

Resulta difícil a la hora de referirse a la concepción de fotografía como un fenómeno que nace en 1839. Podríamos reconocer que en 1839 nace el concepto de fotografía, más no queremos asegurar con ello que la fotografía, como acción, nazca en tal fecha. Es más, el considerar la fotografía como un asunto puramente artístico resulta absurdo si asumimos que la acción de fotografiar forma parte de una extensión óptica de la visión humana. Desde mucho antes que se emulsionara una imagen en algún tipo de soporte, el ojo humano, de manera inconsciente, estaba almacenando imágenes en su memoria.
El punto ciego entonces, sería nuestro instinto primitivo, ese que surge en la inconsciencia, en la niñez, a la hora de detenerse frente a una mirada.
El hecho de construir una cámara estenopeica busca que el individuo se acerque, por una parte, al fenómeno sensible de la fotografía y, por consecuente, a las distintas formas de interpretar una imagen visible.  La cámara fotográfica es un mecanismo que recrea la acción de retención y almacenamiento de la imagen que ocurre en el ojo humano.
Muchas veces se reconoce la fotografía como una situación cotidiana, pero pocas veces se busca una respuesta acerca de cómo se logra una fotografía. La familiaridad de la acción produce a que, a veces, no nos preguntemos como llegó a nuestras manos un registro físico y palpable, de una imagen que percibimos en nuestro ojo.
La construcción de una cámara estenopeica busca que la persona pueda experimentar el hecho de entrar en una cámara y comprender, en cierta forma, como funciona el dispositivo fotográfico.
De la mano de esto, vendrá la posterior interpretación de la fotografía como representación artística o experimental. El sentido de unir éstas dos nociones del concepto fotografía es dar cuenta de la existencia entre una reciprocidad entre ambas formas de asumir la acción fotográfica. 

22/10/2010


Programación:

 Inauguración 25 Oct. 12 hrs. Plaza Victoria; Brigada Punto•ciego,    
                               "proyecto Imágenes Visibles".
 Proyección de obra; Rodrigo Dessa.

 26 Oct. 12 hrs. Plaza Victoria, Paz Olivares. "Soy"

 28 Oct. 12 hrs. Plaza Victoria, Daniela Parra.

 30 Oct. 12 hrs. Plaza Victoria, Paula López. 

 1 Nov. 12 hrs. Plaza Victoria, Renato Ordenes.


Daniela Parra • Paula López • Rodrigo Dessa • Renato Ordenes • Paz Olivares

27/8/2010

Punto•Ciego

Punto Ciego nace de la necesidad de crear un espacio de discusión ante temas que involucra a la sociedad y su acontecer desde el dispositivo artístico. 
Se manifiesta concretamente desde una visión colectiva e interdisciplinaria, aunando las distintas formas de hacer; principalmente lo que concierne a la imagen y su contraparte real. 
Punto ciego es un mecanismo de acción que enfatiza en el lenguaje de la sensibilidad desde la experiencia del cuerpo a través de las imágenes. Viendo a la imagen fotográfica como gen activador del recuerdo y la memoria en donde existe una doble nutrición entre el recuerdo sensible (corporal-sensorial) y la imagen visible.                             
Punto ciego se hace cargo de la condición que se le da  a la fotografía de irrefutable realidad, poniendo en juego su manipulación y carácter ficticio.    

Imágenes Visibles

Imágenes Visibles  es una obra creada en el contexto del Festival Internacional de Fotografía Valparaíso que evidencia el fenómeno de la imagen y su construcción visual. A través de la experiencia de la imagen, podemos articular un espacio de observación de la misma y su acontecer.
La cámara fotográfica es un mecanismo que recrea la acción de retención y almacenamiento de la imagen que ocurre en el ojo humano,  pero este fenómeno no ocurre sin que la acción del pensar sensible de la imagen se concentre en nuestra constancia de la realidad, por ende no hay imágenes sin el humano experienciador.
Hemos de proyectar un espacio donde se concentra la imagen de lo que ocurre cotidianamente. Por esto que nuestra obra será la realización de una cámara estenopeica de dimensiones a escala humana, para poder vivenciar el fenómeno fotográfico y así poder virtualizar a éste haciéndolo cercano y a la vez ajeno. Cercano por la comprensión del fenómeno óptico y lejano porque se evidencia la virtualidad de la proyección de lo real. Se muestra la imagen directamente del acontecer cotidiano y sin manipulación técnica, imagen que estará cambiando en cada momento.
Este espacio tiene las dimensiones de 6 metros de largo por 4 metros de ancho y dos metros y medio de alto, aproximadamente. Este será dividido en dos espacios donde ocurrirán dos acciones distintas; una es la de la cámara estenopeica en la cual las personas podrán entrar y ver el fenómeno de la inversión de la imagen exterior en la pared contraria donde finalmente se proyecta la imagen. Y la otra es un espacio luminoso donde se efectuara muestras diarias individuales de los participantes de la brigada que tratara el sentido del colectivo.
El rectángulo será construido con materiales ligeros y de reciclaje en su primera evaluación, pero estará sujeto a cambios viendo las posibilidades que nos ofrece el lugar, con respecto a la luminosidad del espacio y también los objetos que rodean al rectángulo, de manera que su visualidad sea los más eficiente posible.
Este espacio nace de la necesidad de crear un dispositivo nuevo de circulación y producción artística independiente de los espacios “tomados” por la legitimación museal o galerista, condición que regula y dictamina el hacer artístico nacional.